lunes, 22 de mayo de 2017

Un look de boda con tablas y transparencias

Este sábado fue un día muy especial. No solo abríamos temporada de bodas en Y Bajarte La Luna (os enseñaré todos los detalles pronto en el blog) sino que a nivel personal se casaban unos de nuestros mejores amigos (el novio es el padrino de Martín). Así que estuve buscando concienzudamente un vestido con el que además de sentirme cómoda para estar con Martín me sintiera estupenda pese a los kilos de más que sigo arrastrando tras el embarazo (de la pelea con la tiroides y la báscula ya os hablaré más adelante).


En Instagram os estuve enseñando algunas opciones y finalmente me decanté por este vestido azul de Asos. Al principio me dio miedo porque creía que tenía muchas cosas juntas: tablas en la falda, transparencias, encaje... ¿Iba a ser demasiado? Lo pedí un poco escéptica pero cuando llegó a casa y me lo probé supe que era el elegido. El corte hacía que la falda cayera fluida y no tuviera que preocuparme por si me marcaba algo. Además, las mangas caladas harían que no hiciera falta darle vueltas a qué ponerme por encima.


Para acompañar el look llevé unas sandalias de tacón color nude que pronto cambié por las alpargatas que nos regalaron los invitados. El maquillaje y la peluquería, como siempre, fueron creación de Cruz Gómez Estilistas y solo lo acompañé de los pendientes de nuestra boda. La pena es que ahora caigo en que no me hice una foto de la espalda. Pero eso es bueno, estábamos tan pendientes de pasarlo bien que se me fue el santo al cielo.

miércoles, 17 de mayo de 2017

Probamos el Eye Gel de Crea-m

Hace unas semanas, gracias a Madresfera, recibí en mi casa el Eye Gel de Crea-m. En este caso es una marca que ya conocía y que vengo usando desde el 2014 (lo tengo tan claro porque comencé a comprarla de cara a preparar mi piel para la boda). He probado su gel reductor, su gel remodelador de busto y su crema facial, pero aún no había usado su gel para el contorno de ojos (tenéis mis impresiones sobre esos productos en este post). Ahora, tras 15 días usándolo, vengo a contaros mi experiencia.


Se trata de un gel bien fresquito, apto para todo tipo de piel con una amplia concentración de archivos que reduce las bolsas, atenúa el color de las ojeras y disminuye y previene las arrugas. No es que sean problemas que me hayan preocupado siempre, pero es cierto que la maternidad se nota en el contorno de ojos y de un tiempo a esta parte era una zona que necesitaba cuidar más (cómo se nota la falta de sueño...)


Para empezar hay algo que desde 2014 Crea-m no ha cambiado; y es su packaging. Me encanta que sea tan sencillo y que a la vez incorpore esas frases motivadoras que tanto molan. Una vez abierto descubrimos su textura en gel y es aquí donde hay que tener cuidado: más vale echar poca cantidad de producto porque cunde muchísimo. Se absorbe fácilmente y en el tiempo que tardamos en tasajear ligeramente la zona notaremos que no deja sensación de apelmazamiento ni humedad. Para mí, que soy tan rarita con los perfumes, su aroma es agradable sin dejar demasiada huella. Es algo que agradezco porque al final entre contorno de ojos, crema de día, crema solar, maquillaje... Si todos los potingues huelen mucho acabamos como un botafumeiro. 


Pero bueno, ahora lo que importa. ¿Funciona? He de decir que tener que probar el producto me ha venido bien porque me ha hecho obligarme a ser constante. He aplicado el gel mañana y noche y he notado que el color de las ojeras desaparecía y las bolsas se reducían. Y no, no es public barata, es que es verdad (sabéis que no soy yo de recomendaros cosas en las que no creo)


En cuanto a la relación calidad-precio, el precio original del producto es de 25,71€ (20,57€ para usuarios registrados). Es cierto que no es el gel de contorno del Mercadona pero el precio está súper bien porque cunde muchísimo. Solo es necesario usar una pequeña cantidad del mismo para efectuar el masaje día y noche y estoy segura de que me va a durar bastante por lo que me parece que para los resultados que he venido notando está genial.

viernes, 12 de mayo de 2017

¿Y si convertimos una ensalada César en una fajita?

Este mes he elegido la salsa César que vino en mi cajita Degustabox para crear con ella la receta de rigor. Pero quería hacer algo diferente y pensé en un entrante para sorprender a nuestros invitados: ¡una fajita César! ¿Queréis ver cómo?

INGREDIENTES (4 personas)
- Lechuga (una hoja por fajita)
- Tomate (uno grande o dos medianos)
- Anchoas (dos latas pequeñas)
- Croutons (dos puñados)
- Salsa César Chovi (un chorro para cada fajita)


Hacerlos es muy sencillo. Basta con picar el tomate, las anchoas y los croutons y reservar. Lavamos las hojas de lechuga y las montamos (cada una en un plato). Echamos por encima los ingredientes que teníamos reservados y añadimos un buen chorro de salsa César. Es una manera diferente de presentar la típica ensalada que todos conocemos y disfrutar de un entrante de una manera más divertida sin complicarse nada de nada en la cocina.


¿Queréis probar estas cajitas mensuales? Pues os recuerdo que con el código DSU9Z conseguiréis vuestra primera cajita a 9,99€ en vez de 14,95€. Como siempre, la suscripción puede cancelarse en cualquier momento por lo que no hay excusa para no hacerse con una.

>/script> >/script>
Blogging tips