lunes, 31 de octubre de 2011

Magdalenas de leche


Para aquellos a los La Batalla de los Dulces les abrió el apetito pero no se animan, por elaboración o sabor, hoy traigo una variante más básica que los muffins pero igual de válida en desayunos y meriendas: las magdalenas de leche de toda la vida.

Sé que habéis notado que últimamente mi blog parece el de Arguiñano con tanta receta, pero es que la cocina me encanta y es algo rápido sobre lo que escribir. Elaborar muffins, bizcochos y magdalenas es fácil y La Batalla de los Dulces me obliga a probar con diferentes bases, así que suelo experimentar. Aún así, sé que tengo pendiente una receta de flan que me pidió Esther en un comentario y una Carrot Cake (que llevo tiempo queriendo probar), pero hoy me desquito con esto. Espero que os guste.

INGREDIENTES PARA 25-30 UNIDADES
  • 4 huevos.
  • Rayadura de un limón.
  • 250 ml. de leche.
  • 1 ramita de canela.
  • 250 ml. de aceite de oliva.
  • 300 gr. de harina para repostería.
  • 2 cucharaditas de levadura.
  • 250 gr. de azúcar blanca.
PREPARACIÓN

Calentamos la leche en un cazo junto con la rayadura de limón y la ramita de canela. Cuando rompa a hervir retiramos y dejamos enfriar.

Por otro lado batimos los huevos y cuando hayan ligado incorporamos el aceite, el azúcar, la levadura y la harina (esta última mejor tamizada). Comprobamos que la leche está fría (esto es importante) y la añadimos al conjunto, y removemos hasta conseguir una masa. No os preocupéis si la masa no es tan sólida como la de los bizcochos convencionales. Es normal que sea algo más líquida, pero tranquilos, que acabará cuajando.

Una vez que esté listo dejamos reposar mientras untamos con un poco de mantequilla los moldes. Cuando hayamos realizado la labor, rellenamos cada uno hasta poco más de la mitad, espolvoreamos un poco de azúcar y lo metemos en el horno a 180º durante unos 15-20 minutos. cada electrodoméstico es un mundo, así que lo mejor es esperar hasta que las magdalenas hayan subido y se vean doraditas. Si las pinchamos con un palillo y éste sale limpio, es hora de quitarse el delantal y preparar el café.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Quieres compartir algo conmigo? ¡Espero tus comentarios!

>/script> >/script>
Blogging tips