lunes, 30 de julio de 2012

Lunes...

Los lunes son mortales. Todos lo sabemos. Y más cuando vuelves de vacaciones, así que la entrada de hoy va dedicada a Caótica Ana. ¡Ánimo en tu vuelta! Para que no sea tan dura, a la oficina le he traído... ¡Un muffin de arándanos con forma de cerdito! Claro está que el suyo es aquel al que se le cae una lagrimita. Es lo que tocaba.

Este tipo de moldes los podéis comprar en Taste; y como siempre, la receta no tiene más complicación que la de un bizcocho normal:

Ingredientes
  • 1 yogur de arándanos
  • 1 medida de yogur de aceite
  • 1 medida de yogur de azúcar
  • 3 medidas de yogur de harina
  • 3 huevos
  • 1 sobre de levadura
  • 1 cucharada de mantequilla (para untar bien los moldes)
  • Rayadura de limón
En realidad nos saldrá más masa que la necesaria para este molde, pero yo siempre aprovecho y acabo rellenando más. Mejor que sobre que no que falte.

Para empezar batimos los huevos e incorporamos el yogur y el aceite. Una vez que tengamos estos ingredientes mezclados, y sin parar de remover, vertemos poco a poco la harina y añadimos la rayadura de limón. Cuando lo veamos ligado incorporamos la levadura y la mezclamos en los mínimos movimientos posibles (para que no pierda efecto). Cuando la mezcla sea homogénea la vertemos en el molde y horneamos  a 180 grados hasta que se dore. Antes de sacarlo lo pincharemos con un cuchillo y, si la punta sale seca y limpia, podremos prodecer a sacarlo del horno y ponerlos sobre una rejilla (para que también se aireen por abajo. Tras cinco minutos los sacamos del molde y los dejamos enfriar del todo sobre la rejilla. ¡A disfrutar!
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Quieres compartir algo conmigo? ¡Espero tus comentarios!

>/script> >/script>
Blogging tips