martes, 18 de agosto de 2015

Amancio me confunde

Soy consciente de que todo vuelve, pasó con las minifaldas y ha pasado con los pantalones de campana. Pero sin embargo creo que una cosa es que queden reminiscencias del pasado que jueguen con guiños a los clásicos de la moda y otra que parezca que le hemos robado la ropa a mamá del baúl de los recuerdos. Ayer por la noche vagaba yo por las novedades de última semana de Zara, y me surgían unos cuantos comentarios que he creido conveniente compartir con vosotros.


Empezamos con este vestido calado. He de decir que me gusta, pero para rebajas. Porque señores, un vestido de este estilo (calado y sin forro) me parece ideal para los festivales y los paseos por la playa del verano. Pero... ¿ya pensando en el otoño? ¡Para nada! Y menos si después de gastarme 39,95€ tengo que irme a Women´secret a por una combinación para que no se me vea nada.


Pasamos ahora a dos imágenes que merece la pena ver juntas, porque si el jersecito y sus colores marrones no os tranasportan a la mesa de Antonio Alcántara en Cuéntame... ¡Vuelve el pantalón de pana marrón! Vamos, que tenemos el disfraz perfecto de presidente socialista de los 90. Y no sé vosotras, pero yo llevo años metiéndome con mi padre en invierno porque no se desprende de sus pantalones marrones de pana.


Y ojo que no dejamos de lada los pantalones. Porque he visto campana, mucha y muuuuuy grande. Y no una ni dos, sino que las novedades vienen cargadas de tela, bajos hiperlargos e hiperanchos. ¿En serio pretende el señor Ortega que salgamos así a la calle? ¿Se ha aliado con el Ayuntamiento para que limpiemos las calles? Pues conmigo, que no cuenten.


Y terminamos con algo que me ha dejado ojiplática. Si ya de por sí no soy muy amiga de las botas de cowboy (aunque en los editoriales de bodas sureñas quedan preciosas), ahora llega el "zapato de cowboy" porque claro, las mujeres de rancho necesitarán tener de todo. Al menos es de tacón ancho y les permitirá estar cómodas a la par que elegantes todo el día.

Hasta aquí el repaso de hoy. Pero como para gustos los colores, ¿qué opináis de estas prendas? ¿Se verán mucho por la calle? ¿Hay alguna que os guste? ¿Cómo la combinaríais? En general para mí son prendas muy tristes, tanto por tejidos como por colores elegidos. No me siento para nada identificada con estas prendas, parece que se termina el verano y ha de llegar la depresión a nuestros armarios. ¡Y me niego con todo lo que nos queda por vivir!

4 comentarios:

  1. Me parto con tus comentarios! muy buena descripción estoy de acuerdo contigo en todo y me ha hecho mucha gracia. Y yo tampoco volveré a los pantalones de campana, me niego!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que los diseñadores de Zara tienen unas cosas... Creo que a veces hacen apuestas entre ellos "a ver si esto se lo ponen"

      Eliminar
  2. Buff que horror, mira que me gustan las campanas y el aire de los 70 pero esto es demasiado.
    Cuando he visto los de las megacampanas negros me he acordado de las pintas de los que canta oh my love you nino nino naaaaa jajajajaj

    ResponderEliminar

¿Quieres compartir algo conmigo? ¡Espero tus comentarios!

>/script> >/script>
Blogging tips